NOTICIAS      TUTORIALES      MACRO      CASA HOGAR      RETRATOS      OFERTAS      TODAS     









Una despedida (muy poco) anunciada...
Publicado por Adrián Miranda De La Mora, el día miércoles, 27 de julio de 2016




 

...y pasó de nuevo. Pareciera que no hubiera pasado ni un solo día. Pareciera que nada se hubiera intentado, o que todo lo que se intentó hubiera sido en vano. Me sentí comprometido a volver a estar ahí, a volver a tener mi cámara a la mano, y en volver a escribir este artículo, porque honestamente creo que todas las personas que se entregaron para ayudar hace un año a estas niñas, se merecían saber como es que se fueron esta vez.

Antes que nada, es importante entrar en contexto. Si no lo recuerdan, pueden leer mi artículo del año pasado para que recuerden detalles nada agradables de como se llevaron a estas niñas.

Así mismo, después de un increíble esfuerzo y de el apoyo de muchas personas, las niñas volvieron a casa hogar, y también escribí un artículo al respecto

Entonces, continuemos. El tiempo voló, literalmente se nos fue entre las manos. Fue un año (poco más) en el que estas niñas siguieron su vida en casa hogar, en el mismo ritmo, conociendo más del mundo, yendo a la escuela (la pequeña Teté se nos graduó del kinder hace apenas un par de semanas). Quizás nos descuidamos... quizás pensamos que era definitivo que seguirían con nosotros, pero la realidad fue otra. 

Las cosas se combinaron, hubo cambios grandes en la administración de la casa hogar, nuestra abogada estaba fuera de la ciudad... y en fin, varias cosas que nos impidieron reaccionar de la misma manera. Pero bueno, al grano.

Recibí personalmente la noticia a solo un día de que anunciaron que irían por las niñas, igual que la misma casa hogar. El anuncio estaba hecho, y por más que buscamos en ese pequeño lapso de tiempo, no pudimos conseguir nada que nos permitiera argumentar a favor de estas niñas. No había vuelta atrás, y la noticia se les dio a las 4 hermanitas. Su otra hermanita, Marili, ya había sido llevada al cabañas, por petición de ella misma, que no era la situación de las otras 4.

A pesar de que ya sabían que llegarían por ellas, llevaban su día de forma normal

Fue una mañana un poco extraña, el desayuno parecía en un ambiente intacto en el que las niñas platicaban y comían. A mi me interesaba terminar pronto para poder platicar con ellas. Mariela, la más grande, me expresó que no se quería ir de nuevo. Me lamenté mucho de que ellas tuvieran que pasar de nuevo por un momento tan fuerte otra vez.

El tiempo transcurría, y a ninguna se le veía en el patio. Seguro estaban arreglando sus cosas, seguro estaban en las difíciles despedidas con las otras niñas... mientras la hora se acercaba, las niñas lo sentían más, y aprovechaban para abrazarlas o desearles lo mejor una vez más...

 

Las más grandes comenzaban a resentir lo que estaba por llegar

 

Y entonces, sonó el timbre. "llegaron". Una mujer entró a la casa hogar a solicitar los papeles, y fueron de los momentos en que ellas empezaron a notar lo que pasaría. Mariela seguía sin aparecer, mientras Lucía me expresaba que ella no quería irse. 

 

Las tres hermanitas momentos antes de irse.

Hasta ese momento todo estaba tranquilo, Malena, bienhechora de la casa, platicaba con esta persona... yo no quería oir... lo poco que pude escuchar es que "la prioridad para ellos es reintegrarlas a su familia..." sin comentarios, ante la situación, más bien me enfoqué en destacarles a las niñas las oportunidades que venían para ellas, como la reintegración a su familia, el reencuentro con Marilí y su hermano... cosas que desde luego que desconozco si serán realmente posible (esta persona dijo que a eso iban), pero no quería que se fueran envueltas en llanto, o sentirse arrebatadas nuevamente... y entonces apareció Mariela. 

Esa Mariela que tanto y tan poco conocimos, en un mar de lágrimas... compartí algunas palabras con ella, traté de explicarle muchas cosas, que seguro para ella no sonaban tanto al saber que se iba... me sentí muy diferente porque la vez anterior las defendimos a capa y espada, y esta vez, hasta desarmados estábamos...

América, la más pequeña, convenciendo a Mariela de que fuera a conocer a la persona que las llevaría...

 

Mariela... esta foto habla por si sola.

Y llegó el momento de partir.

 

Lucía, y esa expresión tan única.

 

Hora de irnos...

 

Hasta pronto Teté...

 

En la camioneta...

 

Las niñas en un último abrazo, tratando de consolar a Mariela.

 

 

Y en un momento de esos que dura una fracción de segundos, mientras Mariela se "apresuraba" a subir a la camioneta del DIF, se acercó rápidamente con la directora de la casa hogar, para hacerle un último regalo... un pequeño caracol de mar, en un gesto tan pequeño y tan grande, como diciendo "gracias por todo, gracias por haber sido mi amiga en tan poco tiempo".

...las niñas cerraron sus puertas, el motor se encendía y la ventana de Mariela bajaba, para dar lugar a la imagen que está al inicio de este mismo artículo, para que en cuestión de segundos la camioneta arrancara y se alejara a la misma velocidad que cada una de las lágrimas de nuestros ojos...

Y después, la obvia confusión de las niñas, el coraje de muchas de ellas, como con Celsi, quien se veía contrariada, sin ganas de ir a su clase de música. Le hice un par de alcaraciones respecto a este tema, para después preguntarle, mientras sus lágrimas brotaban, me dijo que estaba triste, pero que estaba enojada. Y como ella, muchos más. 

Ya no están estas niñas, pero la pregunta persiste, ¿las verán como vidas humanas? Una vez más, con todo un año para hacerlo, estas niñas no fueron preparadas para este enorme cambio. Su argumento? al parecer, que no podían estar yendo a prepararlas. Y de un momento a otro, a partir de una 'orden' de quien sabe donde,  todo lo que estas niñas tenían en esta casa hogar se quedó atrás, si a mi como adulto eso me aterra, ¿qué hay de estas niñas?

Y bien, más allá de escribir todas estas cosas, imaginé que las personas que las conocieron, o que estuvieron al tanto del caso, querrían saber como fue ese día. Esperemos que el futuro de estas pequeñas se aclare, como supuestamente va a ser ahí, y no que terminen pasando más años pasando sufrimientos como estos.

 





Comentarios de la entrada:









Volver...





 
Copyright 2014 Shards Of Memories