NOTICIAS      TUTORIALES      MACRO      CASA HOGAR      RETRATOS      OFERTAS      TODAS     









¿Cómo vuelven una niñas a casa hogar?
Publicado por Adrián Miranda De La Mora, el día jueves, 13 de agosto de 2015




 

Momento en que las niñas corren para saludar al volver a casa hogar.

...y la fortuna, estuvo de nuestro lado. Después de dos semanas de pesadilla literalmente, las 5 niñas de las que hablé en una publicación anterior, volvieron el día de ayer a casa hogar. Y de qué forma lo hicieron... con cuanta energía, con la emoción desbordada por todos los que pudimos presenciarlo. El día anterior, recibíamos la llamada anunciando que las niñas serían llevadas de regreso.

De manera similar a aquel terrible día, quedamos de vernos temprano para recibirlas. Al llegar, más que un comité de bienvenida formado por todas las niñas de casa hogar, las encargadas y bienhechores esperábamos honestamente con cierto temor de que hubiera un truco y que no fuera una noticia verdadera. El ambiente era inmejorable, las niñas preparaban un canto, inflaban globos, pegaban letreros y fotos para dar la bienvenida a estas nenas... y muy dentro de nuestros pensamientos, lo que más nos aterraba en caso de que si llegaran era la cuestión de "cómo venían"... hablando particularmente de sus sentimientos, sus pensamientos, sus opiniones respecto a esta que fue su casa durante más de un año.

Junto a nosotros, una vez más, el ángel de la guarda de cientos de niños: Maritza, preparada, puntual. Esperando pacientemente al momento de escuchar el timbre (que fue por ahí de las 11 de la mañana) para salir y recibir a las niñas directamente en la puerta y verificar que todo estaba en orden. Tuvimos que esperar alrededor de dos horas, momentos de tiempo en los que cada que sonaba el timbre, todos volteábamos de inmediato a la puerta escuchando la misma pregunta en cada una de las niñas de la casa hogar: "¿ya llegaron las niñas?"... pero la espera se alargaba más y más, incrementando la emoción y las dudas.

Sin embargo, al concluir esas dos horas, se cumplió un deseo... se acabaron las pesadillas, ocurrió el milagro: las 5 niñas estaban de vuelta... de regreso a casa. Más tardaron Maritza y la hna. Leyla en ir a abrir la puerta, que las niñas en correr tan rápido como les fue posible a saludarnos... generando un momento "de película", un momento único, en el que los abrazos y las lágrimas no faltaron... 

Cada una de ellas expresó sus emociones a su muy propio estilo: 

Las dos pequeñas corrieron y saludaron, y de inmediato (usando aún esa velocidad con la que entraron) se dirigieron a ver su cuarto, a correr en el patio, literalmente a  sentirse en casa

 

Lucía saludaba, abrazaba a todo mundo, se reía, disfrutaba estar de vuelta. América volteaba y veía que realmente todos estábamos esperándola, y pasaba de unos brazos a otros, mientras su rostro dibujaba esa expresión que muchos pensábamos que no volveríamos presenciar en un muy buen tiempo

 

Y por supuesto, lo que habíamos anticipado y que nos dejó heridos cuando se las llevaron: Mariela liberaba esa presión, ese dolor y todos los pensamientos y sentimientos con los que tuvo que lidiar a lo largo de dos semanas... en cuanto se acercó, estaba hecha un mar de lágrimas. Minutos después, Marili siguió... y es que efectivamente ellas tuvieron que soportar de distintas formas ese traslado tan irregular que tuvieron.

 

 

 

En esa emotiva bienvenida, con todo tan aprisa, rodeadas de cantos, fotos, y palabras de cada uno de nosotros, ellas expresaban con cuenta-gotas las cosas que habían vivido. Mariela, al momento de llegar y saludarme, expresó: "Me hacías mucha falta". Un pequeño desayuno, en el que todas las nenas querían estar con estas 5 hermanitas, y en el que las preguntas volaban al aire: "¿te trataban bien?" "¿cómo era la casa?" "¿veían a su hermanito?"

Posteriormente, una misa dedicada a estas niñas en la capilla, donde los presentes dedicábamos una oración para agradecer que todo lo necesario se dió para que volvieran... era un día de fiesta, era inminente dar gracias ante un evento tan particular.

... pero, ¿cuales fueron los factores decisivos? la preparación, la anticipación... el interés por el bienestar de estas niñas, y la voluntad de muchísimas personas juntas que desde el primer momento atestiguaron y apoyaron esta causa... estamos muy agradecidos con todos... la preparación tiene lugar desde la preparación del amparo, el cual después de todo si tuvo efecto, siendo un factor crítico para este momento. Coincidió también con la nueva y controversial ley de albergues del estado; la cual en uno de sus capítulos prohibe el traslado de menores entre albergues; por supuesto que también ayudó mucho la queja en Derechos Humanos, que hasta donde sabemos han seguido muy de cerca todo este caso y le están dando seguimiento... y de lo más importante, esa voluntad de tanta gente por querer justicia para estas niñas. Muchas de todas las personas que apoyaron, conocen a las niñas directamente y conocen a la casa hogar, (algunos hasta presenciaron el hecho aquel día) todas estas personas fueron invaluables para apoyar y dar ánimo, además de que levantaron su voz en favor de estas pequeñas.

Lo que yo considero definitivo es que esto aún no termina, considero que esta es solo una primer etapa, que es muy positiva ya que de una u otra manera, las niñas regresaron a su casa,

Y en palabras de ellas, confirmamos este hecho: antes de que llegaran a casa hogar, personal de cabañas les expresó:

"Ustedes vienen aquí solo de vacaciones, después regresarán".

Razón por la que ahora más que nunca debemos prepararnos para lo que sigue, igualmente las niñas; quienes aclaraban al respecto: "si vuelven a venir, yo me escondo."

El día continuó rodeado de fiesta, y cada minuto que pasaba, se veía como ellas iban liberando un poco todo eso que traían, más gente iba y las visitaba después de tan tremenda noticia, y más nos enterábamos nosotros de la forma en que ellas trataban de sobrellevar cada momento, envueltas en sentimientos, ideas, y teorías de lo que podía haber pasado mientras a ellas las ingresaban y a nosotros nos impedían verlas.

 

 

Y aquí dejo esta foto de arriba, mientras el festejo seguía por la noche, en el que esas expresiones unidas a esa tranquilidad reflejan lo que yo habría esperado ver en aquella foto que pedí en cabañas cuando las ingresaron... 

Es momento de festejo, pero también de preparación. Sin embargo vuelvo a mencionar que estamos muy agradecidos por los esfuerzos y profesionalismo que tuvieron encuentro para conseguir este que es un logro en los intereses, al menos, de estas 5 pequeñas.





Comentarios de la entrada:









Volver...





 
Copyright 2014 Shards Of Memories